Marcas que inspiran

Marcas que inspiran

Inspirar es despertar un sentimiento positivo lleno de ilusión.

La primavera inspira, una marca inspira, una foto, un lugar, un olor, … Cada uno encuentra la inspiración en algo diferente. Es curioso cómo es la inspiración de caprichosa porque a veces cuando la buscas no la encuentras y, sin embargo, en otro momento te sorprende cuando menos la esperas.

Provocar inspiración con tu marca es lograr que una persona quiera ser parte de ella, que se una a tu comunidad, que se suscriba a tus newsletters o que compre a ciegas tus productos. No hace falta buscar complejas maneras para impactar a tu público. La iluminación en tu escaparate, la frase en tu tarjeta de visita o la imagen de cabecera de tu web puede ser el simple detalle que impulse a tu público a no querer perderse nada de lo que hagas.

Es imposible proponerte impactar a todo el mundo. Tu foco está en el perfil del cliente con el que te sientes cómodo. No es cuestión de forzar. Es poner interés y mimo en lo que haces con naturalidad, esmerándote en comunicarlo para que llegue a quien tiene que llegar.

Así que lo más importante es de nuevo conocer el origen y el destino de ese hilo de conexión que quieres crear. Por un lado tu marca (tú para ser más exactos) y por otro tu cliente.

A mí hay muchas marcas que consiguen inspirarme, pero no serán las mismas que te inspiren a ti. Sin embargo habrá algo en común seguro, si no son marcas personales son marcas super humanas, con una historia detrás. Las personas nos movemos por emociones y las historias que conmueven, las que no te dejan impasible, son las que percibes cercanas, esas con las que te identificas o que te tocan la fibra, pero especialmente las que superan un reto.

La ilusión es una fuerza que mueve montañas. Si consigues inspirar estás retando a esa persona a moverse para mejorar, por eso no quiere apartarse de tu lado, porque siente que le impulsas para lograr eso que le invitas a conseguir.

 

Cómo puedes inspirar con tu marca

Arantxa Isidoro_Marcas que inspiran

La clave para inspirar pivota entre tres acciones:

  • Humaniza

Tu marca tiene que ser como una persona. Tiene que tener una historia detrás, que por supuesto tienes que hacer llegar a tus clientes. Cuéntales detalles de tu día a día profesional en un mini video que puedes colgar en tus redes, escribe una anécdota en el primer párrafo de tu newsletter o sube una foto a Instagram con el caos de tu mesa de trabajo. A la gente le encanta saber que existe una vida detrás de una marca y que muchas veces a pesar de lo maravilloso que parece que es todo para ti también hay imperfección, también te pasan cosas curiosas o graciosas o tristes como a todo el resto de los mortales. Esa cercanía que consigues destapando un poco de lo que se queda entre bambalinas hace que las personas perciban tu marca como algo mucho más real y empaticen.

Tú pones el límite de lo que quieres compartir. No hace falta que cuentes detalles de tu vida personal si no te sientes cómodo, pero mostrar tu taller o lo que te encuentras al llegar a una reunión produce engagement. También porque somos todos muy cotillas, no nos vamos a engañar, y la inspiración puede llegar viendo el mood board que cuelga de la pared de tu estudio o el Pantone que estás utilizando para el nuevo proyecto.

Verte como una marca de tú a tú favorece la confianza. El mayor valor para ganarte la confianza de tus clientes es ser verdadero, no crear escenarios de ficción ni forzar situaciones irreales. Es ser tú mismo y tener detalles con tus clientes que te salgan de dentro y muestren que realmente te importan. Responder a tu bandeja de entrada con emails personalizados, estar detrás de tus redes sociales, agradecer los comentarios en tu blog, …

 

  • Emociona

Como digo siempre No emotion, no engagement. En la emoción está la clave de la conexión. Si no llenas de sensaciones tu marca no podrás llegar a inspirar y si no inspiras no vendes. Así de sencillo.

El poder de las emociones se apoya directamente en los sentidos. Así que para poner los pelos de punta y la lágrima en el ojo, hay que tocar armoniosamente alguno de los 5 magníficos.

El objetivo es lograr que tu marca genere el mismo estado que supone estar enamorado. Esa sensación de que haga lo que haga tu marca será bien recibido por tu cliente, pero ten presente que tu cliente es muy exigente. Esto no es una cuestión de hipnotizar ciegamente sino de currártelo para enamorar.

Un pequeño inciso. Es cierto que hay estrategias que tratan de crear adicción o que trabajan emociones más negativas desde el dolor, pero yo prefiero apoyarme siempre en la parte más positiva. Analizo los puntos de dolor pero sólo para darles la vuelta.

Entonces, según mi experiencia, el amor a una marca puede venir desde la añoranza, la necesidad de pertenencia o el anhelo.

La añoranza la provoca ese sentimiento de que tenías algo que ya no está, como el sabor de un plato que preparaba tu abuela, el olor de un lugar que frecuentabas de pequeño, la brisa en la playa que te falta durante el invierno… Todo eso se puede reconquistar con imágenes estáticas o en movimiento que puedes compartir en tus redes, o con un olor que puedes incluir en tu packaging o con una frase que puedes repetir en un evento.

La necesidad de pertenencia a un grupo, un movimiento, un estilo de vida, también es un potenciador para conectar con una marca. Las personas somos, en general, seres sociables que necesitamos trascender desde la individualidad hasta la generación de grupos. Tenemos que integrarnos para que nos acepten y para poder compartir. Por eso una marca que crea comunidad a través de una suscripción o que fomenta las reuniones de iguales o que reta para lograr un objetivo común, tiene un poder de conexión brutal.

El anhelo por crecer como persona o por cambiar algún aspecto de tu vida tiene un enorme poder sobre una marca que te impulsa a conseguirlo. Soñar e ilusionarte imaginando algo mejor a nadie le deja impasivo. Un audio con música en calma puede llegar al corazón de alguien que está estresado y desea tomarse las cosas con más tranquilidad, una muestra gratis de un papel japonés nuevo adjuntado a un pedido de una shop de papelería que el cliente pueda tocar es casi una garantía de que repetirá compra.

Juega con los sentidos para provocar las emoción que llegue a impactar.

 

  • Innova

Sorprende. Mejora las propuestas de los demás. Da un paso más para impactar. La inspiración se da la mano con la novedad. Es más fácil impactar e ilusionar con algo nuevo que con algo viejo, ¿no crees? Por eso, el quid de la cuestión está en dar soluciones nuevas y diferentes, en crear detalles chocantes, fuera de lo normal, extraordinarios.

Para eso, hace falta mucha observación y mucha creatividad. Tú mismo busca la inspiración que te permita diseñar lo que a tus clientes les pueda inspirar. Pero no te quedes en tu vecino web, sobrepasa fronteras y no busques sólo en el mundo online. Mantén tu radar encendido en todo momento porque hasta en la tarea más rutinaria de tu día a día puedes encontrar una nueva idea. Una revista, un escaparate, una escapada, un cuento de tus hijos, un anuncio de la tele, un comentario de tu madre,… te pueden dar pistas para diseñar una campaña en redes, para buscar el detalle de Navidad para tus clientes VIP, para organizar un pop-up o un webinar.

 

Así que ya sabes, inspira con tu marca para llegar al corazón de tus clientes.

 

Te dejo aquí tres marcas que a mí me inspiran por diferentes motivos. Quizás a ti también te inspiren, ¡o no!

 

Marie Forleo

Marie Forleo: Impulsa mi lado emprendedor, me abre la mente y me llena de ideas que me apetece implementar. (Para mí necesidad de pertenencia)

Lzf Lamps

Lzf Lamps: Su lado creativo me inyecta optimismo y la estética retro de sus productos me transporta a mis años de infancia en casa de mis abuelos. Despierta aún más mi interés por el interiorismo y me anima a cambiar pequeños detalles en mi casa. Me encantan sus cuentos ilustrados. (Me provoca añoranza)

Cereal

Cereal: Me hace soñar con viajes y lugares que me gustaría visitar. Me aporta una mirada distinta de rincones del mundo que querría conocer. Me presenta personas de las que siempre puedo aprender y me da pinceladas de estilo que podría aplicar. (Me despierta anhelo)

 

¿Te animas a compartir las marcas que te inspiran?

¡Compártelo!

Comentarios

  1. dice

    ¡Me has alegrado este jueves que estoy con un resfriado super incómodo! Cómo echaba de menos tus artículos… Re-bienvenida a tu casa!

    • dice

      Gracias Isabel. Estoy feliz de estar de vuelta. Escribir me da vida y recibir comentarios como el tuyo, ni te cuento…. ¡Recupérate pronto! Abrazote.

  2. dice

    Hola Arantxa,

    Pues a mí tus artículos siempre me invitan a la reflexión, me inyectan optimismo y ganas de seguir creciendo y mejorando.

    Es cierto que, aunque hay ciertas marcas que me llaman más que otras, quizá nunca lo había analizado desde esta perspectiva, pero creo que es un ejercicio muy interesante que, después nos puede servir para ponernos más en la piel de nuestros propios clientes y conocer cómo se sienten con nuestra marca.

    Es genial que vuelvas a publicar :)

    Un saludo enorme.

    • dice

      Me encanta tu observación Conchi. Efectivamente entender cómo hacemos sentir a nuestros clientes es clave para retroalimentarnos en nuestro énfasis por inspirar. Es un feedback marca-cliente que siempre debería funcionar. Gracias por participar con tu reflexión. Un abrazo.

  3. dice

    Qué bueno verte aquí de nuevo :) Me has dado una alegría cuando he visto tu correo esta mañana.

    Me encantan las marcas que has escogido. A Marie Forleo la sigo ya, las otras han sido un descubrimiento. Llevo varias marcas en mi corazoncito, pero la primera que he recordado es Kikki K. Cada vez que veo sus imágenes me dan ganas de alejarme del mundanal ruido y sentarme en el sofá a escribir con una taza de té.

    Un abrazo enorme.

    • dice

      Gracias Ana por tus cariñosas palabras. He entrado en la web de Kikki K. Si ya opinaba que tu marca no podía tener un nombre mejor ahora estoy completamente convencida. Papeles en blanco lleva toda tu esencia y está marcada por tu amor por la papelería y por esos espacios en blanco que conforman una libreta sobre la que escribir. Todo toma sentido y la inspiración es la que hace que fluya. Un abrazo fuerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *